Caudalímetros Másicos

Los caudalímetros másicos de Guadarrama-Flow son del tipo Coriolis.  Estos equipos constan de uno o dos tubos que vibran, produciendo fuerzas de distinto sentido que provocan una deformación de los mismos que es proporcional al flujo másico. Al igual que los caudalímetros electromagnéticos, son del tipo no intrusivo ya que NO tienen ningún elemento, fijo o móvil, en el conducto por donde pasa el líquido.
 

Principio de Medición. Las fuerzas de Coriolis aparecen en los sistemas oscilatorios cuando una masa se mueve hacia un eje de oscilación o se aleja de él. Esto se explica mediante un ejemplo sencillo:
Un tubo de medida oscila entorno al eje A-B. Las partículas fluidas circulan a través del tubo de medición a velocidad "v".
Entre los puntos A y C estas partículas fluidas se aceleran desde una baja a una alta velocidad de rotación. La masa de estas partículas aceleradas genera una fuerza Coriolis Fc opuesta a la dirección del giro.
Entre los puntos C y B las partículas fluidas se deceleran lo que produce la aparición de las fuerzas de Coriolis en la dirección de la rotación.
Estas fuerzas de Coriolis (Fc), que actúan sobre las dos mitades del tubo en sentidos opuestos, son directamente proporcionales al caudal másico.
La deformación debida a estas fuerzas de Coriolis es extremadamente pequeña y se superpone al movimiento del tubo de medida. El desplazamiento total del tubo de medida es recogido por sensores inductivos.
A través de un procesamiento apropiado de la señal se genera una medida directamente proporcional al caudal-masa del líquido que fluye por el tubo de medición.
 

Ventajas. Los caudalímetros másicos de tipo Coriolis son considerados los mejores equipos de medición de líquidos en la mayoría de las aplicaciones, debido fundamentalmente a:
 

  • Dan una medición directa de masa del líquido que pasa por su interior, sin verse afectada por la variación de la densidad del liquido producida por la temperatura.
  • No requieren tramos rectos en su instalación.
  • No tienen requerimientos especiales de conductividad ni viscosidad de líquidos y
  • Aceptan cantidades importantes de sólidos en suspensión.

El principal inconveniente que presentan estos caudalímetros en su coste más elevado con relación a otros modelos, para muchas de las aplicaciones.